Blog

294193-como-buscar-palabra-pdf

El diario EL MUNDO en 2015 publicaba un artículo desolador conforme a cómo funcionan los portales de empleo, algunos las consideran del demonio y otros la gran panacea contemporánea, algo así como si  Zeus viniera a regarnos con su lluvia dorada.

EL MUNDO daba datos del tipo, “el 80% de las ofertas están ocultas”, es decir estas ofertas se dan fuera de la red, esto si lo miramos con detenimiento tiene un sentido, la mayoría de las pequeñas empresas prefieren contratar al CV ya conocido o recomendado que el CV desconocido de la red. Esto nos da una pista de que la auténtica lluvia dorada tal vez esté en nuestras relaciones reales, ya que gran parte de las oportunidades se mueven en este ambiente. En en este artículo de Expansión explican como manejar este 80% oculto.

En estos años han ido multiplicándose las diferentes redes de empleo, si estamos en todas sometidos a una constante búsqueda, nos puede pasar que nos rechacen en bastantes convocatorias y que incluso en una gran parte de ellas ni siquiera llegamos a la entrevista personal, cosa que es normal, esto nos puede llenar de frustración. En referencia de una situación de este tipo os dejo el enlace al anterior post, enfocado en cómo superar los momentos de adversidad.

3 consejos para la búsqueda  en los portales de empleo:

 

1. Usa tus redes sociales de forma profesional.

En este punto aconsejaría algo con inmensa tradición, piensa en tu trabajo como lo haría un artista con su obra, de esta manera en las redes fabricarás tu propia marca, siendo al mismo tiempo generador de contenidos propios sobre tu oficio y abriéndote al conocimiento de los demás profesionales y empresas de tu sector. Nos puede pasar que pensemos que lo nuestro no tiene ningún interés general, esto no es verdad, en la red hay lugar casi para todo tipo de contenidos, es más, cuanto más concreto y especifico mejor, si eres fontanero haz pequeños tutoriales, si te dedicas a RRHH tres cuartas de lo mismo, habla sobre RRHH.

 

 

2. Aprovecha para investigar tu entorno.

Debemos seguir cuidando nuestra experiencia profesional, los portales de empleo y las redes sociales nos pueden servir para saber que están haciendo gente de nuestro sector, ¿dónde se forman?, ¿qué competencias nuevas están en auge?, y sobre todo ver que perfiles solicitan las empresas.

3. Las redes sociales son un canal de difusión, pero debes tener tu propio espacio.

Hoy en día es relativamente sencillo, crear un espacio en la red propia, desde un blog a una web, un lugar donde subir tus trabajos y los diferentes proyectos en los que vas participando a lo largo de tu carrera profesional.

Plantéalo con creatividad, no tienes por qué tener textos interminables, reflexionando sobre tu trabajo, pueden ser imagen, video, audios. Imagina un albañil con su propio blog y redes sociales donde va comentando desperfectos que ve en edificios o construcciones, o explica soluciones económicas a las típicas chapuzas que uno tiene que acabar haciendo, lo mismo lo podemos trasladar a la docencia, la asistencia sanitaria, el diseño, la programación…